fbpx

Una tormenta de polvo y una granizada se unen a los incendios en Australia

Australia ha sido devastada por los incendios que han asolado el noroeste del país. Hace poco las inundaciones arrasaron gran parte de la zona quemada y ahora se le unen una granizada y una tormenta de polvo. Esta última ha pasado con ráfagas de más de 100 kilómetros por hora, siguiendo hasta el sur del país arrasando con todo lo que veía a su paso.

En la capital australiana, Canberra, se ha producido la otra cara de la moneda con una gran granizada. Ha dejado grandes daños materiales a su paso debido al tamaño de pelotas de tenis del granizo. También han dejado problemas materiales a su paso por el estado de Victoria donde se recibieron casi 1.500 llamadas de emergencias desde el domingo, superando el millar por daños a edificios.

El país aun no se ha recuperado de la gran cantidad de incendios forestales ocurridos en gran parte de Nueva Gales del Sur. Por el momento, ha dejado casi 12 millones de hectáreas quemadas desde el pasado septiembre y 27 personas muertas. Millones de animales también han fallecido debido a las devastadoras consecuencias de los fuegos.

Imagen: NOAA / NESDIS

Translate »

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar