fbpx

Mabel Lozano y su lucha contra la Trata

Mabel lozano, escritora, directora y actriz de cine y televisión española, lleva 15 años dedicada al cine social revolviendo conciencias con sus historias sobre la Trata de personas, pornografía y explotación. Ha escrito dos libros, «el Proxeneta» y «PornoXploación», y ha realizado un corto, «Biografía del cadáver de una mujer», y está seleccionado para los premios Goya.

La directora explica porque ha querido hacer este corto: «Desde el año 2000, más de 45 mujeres han sido asesinadas en situación de prostitución. Quemadas vivas, apaleadas, descuartizadas, tiradas a las escombreras, a los basureros, mujeres olvidadas. Con Biografía del cadáver de una mujer, lo que hemos querido hacer es un homenaje a todas ellas, para que sus nombres no los borre la historia».

En una entrevista, Mabel Lozano aclara qué la impulsó a seguir luchando contra la Trata: «Lo he contado muchas veces, cuando llegué de mi pequeño pueblo a Madrid pensé que mi destino, este, la ciudad, me ofrecía muchísimas alternativas de crecer, de estudiar, de desarrollarme. Años después, cuando conocí a Irina, una joven víctima de trata rusa, que había sido vendida en un club de carretera en Madrid por su novio, me di cuenta de que los destinos nunca son los lugares sino las formas diferentes de ver la vida. Irina me quitó la venda, algo tremendo, en el 2004, cuando me contaba como era explotada en un club, estaba en cautiverio. Me hablaba de esclavitud, porque usamos el eufemismo de trata, es esclavitud». 

Lozano reclama que «no existe una Ley Integral contra la Trata, con auténtica perspectiva de género, que aborde tanto la prevención como la reinserción. No todas las caras del proxenetismo están condenadas. A día de hoy ningún juez, ningún fiscal, nadie puede condenar estas cuestiones porque no es un delito en nuestro país. El proxenetismo consentido no es un delito. Las tercerías locativas, para que nadie pueda lucrarse de la prostitución de otra persona”.

Por último, la autora hace una reflexión en una entrevista realizada para el periódico el Confidencial, que debería removernos: «Estamos escuchando todos los días a hombres y mujeres diciendo que están en contra de la trata y no de la prostitución, como si pudieran estar separadas. Imposible, son dos fenómenos que se necesitan y se retroalimentan. La trata con fines de explotación sexual coge a mujeres para los burdeles donde están los proxenetas, no las captan para trabajar en esta pastelería en la que estamos hablando. Mujeres prostituidas y no prostitutas, ojo, que el lenguaje es muy perverso».

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar