fbpx

Las UCI ya cuentan con los protocolos necesarios para tratar un posible caso del nuevo coronavirus en España

El virus 2019-nCov, descubierto hace dos semanas, ha puesto en alerta a la comunidad sanitaria de todo el mundo. Ante la incertidumbre creada, la Sociedad Española de Medicina Intensiva, Crítica y Unidades Coronarias (SEMICYUC) quiere recordar que nuestro país ya cuenta con los protocolos y servicios de calidad necesarios para detectar y tratar la aparición de un hipotético caso. “Los Servicios de Medicina Intensiva de España, desde la aparición de la pandemia por el virus de la Gripe A (H1N1)pdm, y más adelante ante posibles casos de SARS -CoV o MERS-CoV, se prepararon a conciencia y elaboraron planes para afrontar eventuales casos”, explica el doctor Emilio Díaz Santos, coordinador del Grupo de Trabajo de Enfermedades Infecciosas y Sepsis de la SEMICYUC. 

Así, los protocolos de actuación en las UCI no necesitan ser modificados. “Ante la sospecha de casos de una infección por este nuevo coronavirus, se ubicaría a los pacientes según su gravedad y se llevaría a cabo un tratamiento sintomático y de soporte, con ingreso en UCI si fuera preciso. Al mismo tiempo, se evitaría la aparición de casos secundarios con medidas preventivas, la mayoría de las cuales ya se están aplicando actualmente ante casos de sospecha de Gripe A”, prosigue el doctor. Es importante que el personal sanitario cumpla estrictamente las recomendaciones dictadas por los protocolos para evitar casos de contagio secundario, como ha ocurrido en China. 

A la hora de determinar a qué pacientes aplicar el protocolo, la recomendación, desde la prudencia, es ponerlo en marcha tras atestiguar un viaje reciente del enfermo a China o el contacto directo de este con personas de la región afectada. 

Los pacientes con infección por este nuevo coronavirus presentan unos signos y síntomas que, por lo que conocemos hasta ahora, no difieren de una infección por otro virus: fiebre, tos, dolores musculares o mialgias y, en algunos casos, dificultad respiratoria. “Lo que distingue a estos pacientes de otros casos de infección respiratoria es la epidemiología –explica el doctor Díaz Santos–. Su tratamiento sintomático pasa por aplicar medidas para tratar la tos, analgésicos o antipiréticos para los dolores y la fiebre y mantener reposo. En el caso de presentar dificultad respiratoria se debería solicitar valoración médica”. 

Conviene recordar que, de las 440 personas diagnosticadas hasta el momento, 25 ya han sido dadas de alta. Así mismo, los nueve pacientes que han fallecido tenían patologías previas, según se ha informado. Es decir, la mortalidad es en este momento del 2 %; una cifra muy inferior a la del SARS, que fue del 10 %, pero que requiere máxima atención. 

El hecho de que se haya extendido más allá de China, incluyendo Japón, Tailandia, Corea del Sur, Estados Unidos y Taiwán, ha llevado a algunos aeropuertos a poner en marcha medidas preventivas como aconsejar a los pasajeros con fiebre o tos que provengan de Wuhan que contacten con las autoridades sanitarias. Actualmente, no se recomienda extender estas medidas a otras zonas del planeta, aunque es una situación que se está vigilando estrechamente y se podría modificar según la evolución de la enfermedad. 

Como ocurre con cualquier enfermedad que puede contagiarse, la prevención es fundamental. Los expertos de la SEMICYUC recuerdan los protocolos que ha determinado la Organización Mundial de la Salud para evitar el riesgo de contagio: 

– Lavarse bien las manos con agua y jabón.

– Cubrirse la nariz y la boca al estornudar y sonarse la nariz con pañuelos desechables, que solo se usarán una vez.

– Evitar contacto cercano con alguien que tenga síntomas de gripe o similares.

– Cocinar bien la carne y los huevos.

– Evitar contacto sin protección con animales de granja o animales en libertad.

– Evitar viajar a zonas de riesgo. 

Acerca de SEMICYUC 

La Sociedad Española de Medicina Intensiva, Crítica y Unidades Coronarias (SEMICYUC) fue creada en 1971 como asociación científica, multidisciplinaria y de carácter educativo. Está formada principalmente por médicos especialistas en Medicina Intensiva, con la misión de promover la mejora en la atención al paciente críticamente enfermo.

Imagen: OMS

Translate »

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar