fbpx

El sector bancario depende del Estado

Los actores principales de este mercado capitalista financiero son las grandes corporaciones y fondos de inversión del sector bancario. De tal manera que actualmente el 95% del dinero en circulación es virtual, no tiene un equivalente en papel, oro o cualquier otro metal. Los bancos centrales importantes (Reserva Federal USA y BCE) que forman parte del sector público prestan a los bancos privados. 

En España se pagaron 32.171 millones de Euros en 2017 por el concepto de intereses de la Deuda que supusieron el 9,3 %del total del gasto público, mientras que para el 2019 se espera que se haya reducido al 8,9%. Pero el importe global de la Deuda es de 1,17 billones de euros que suponen el 97 % del PIB (datos del año 2018).

La situación no es exclusiva de España: la deuda pública se ha disparado en los últimos tiempos en un gran número de países y se ha convertido en uno de los principales motivos de preocupación de las economías más importantes del mundo. Como una de las medidas contra la crisis del 2008 se estableció la idea de la flexibilización cuantitativa que se podría definir como la acción de los bancos centrales de prestar dinero a los bancos privados o comprarles los bonos de deuda pública, pero en cualquiera de los dos casos, con el mismo balance: los bancos ganan en la compraventa.

La regulación del sistema financiero internacional se sostiene sobre una realidad capital que pocas personas conocen: Solo un pequeño porcentaje del dinero lo crean los gobiernos o bancos centrales emitiendo moneda, la mayor parte del dinero la crean los bancos cada vez que conceden un préstamo. Los bancos dependen en gran medida de los Estados, al que hipócritamente piden que reduzca su papel en la economía. Sin embargo, hoy son sus principales clientes. 

Imagen: Pixabay

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar