fbpx

El expolicía francés que rescata migrantes en la frontera con España

La frontera entre España y Francia de Irún vuelve a ser noticia. La Policía Nacional francesa hacen casi imposible el tránsito de migrantes, incluyendo también devoluciones en caliente para quienes consiguen llegar a Francia y luego son localizados. Esto ha traído de vuelta una antigua modalidad para pasar que se utilizaba durante la Guerra Civil para huir del franquismo, que era cruzar a nado hacia Hendaya por el río Bidasoa.

Esta antigua modalidad se ha llevado ya dos vidas en muy poco tiempo, la última la de un costamarfileño de 28 años el pasado fin de semana. Ese mismo día podría haber muerto otor chico de 16 años, pero Tom Dubois, expolicía francés, lo rescató mientras estaba a punto de ahogarse. Tom era agente de fronteras destinado en Hendaya hasta 2018, “Los devolvíamos a la frontera. Eran actos bastante inhumanos. Me salí de ese trabajo”, explicaba con ayuda de una traductora.

Él junto a otros vecinos del barrio han tomado la iniciativa de organizarse por motivos humanitarios y vigilar casi todos los días la zona del agua “por si hay gente que necesita ayuda”. De esta manera fue como Dubois vio al joven desnudarse y echarse al agua en la Isla de los Faisanes. “A 10-15 metros le costaba muchísimo, se ahogaba. Tenía la cabeza bajo el agua. Conseguí darle la mano”, explica.

La plataforma de acogida Irungo Harrera Sarea, que opera en Irún, informó de que este joven, una vez sacado del agua, fue devuelto a España por la policía nacional francesa, incluso siendo menor de edad.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar