fbpx

Aumento de deportaciones por parte de Marruecos

Autor: Isabel Hernández

El pasado 28 de septiembre eran expulsadas 86 personas migrantes de origen guineano por Marruecos. Muchas de estas personas fueron llevadas al aeropuerto y sin tomarles huellas ni datos los subieron al avión.

Desde entonces, al menos tres aviones más han despegado con personas desde Dajla a Guinea Conakry, Senegal y Mali.

En este sentido, el último vuelo que se conoce se realizaba el pasado 11 de noviembre a un grupo de cien personas que la Marina Real marroquí impidió cruzar la costa atlántica hacia las Islas Canarias.

Entre los expulsados había migrantes que residían desde hace tiempo en El Aaiún y Dajla, ciudades saharauis desde donde se registran la mayoría de las salidas en embarcaciones a las Islas Canarias, la ruta migratoria más transitada actualmente en España. Hasta el 15 de noviembre, llegaron 16.760 personas en 553 embarcaciones, según los datos del Ministerio del Interior.

Por ello, desde la Asociación Marroquí de Derechos Humanos (AMDH) ha denunciado las detenciones forzosas desde que comenzó el confinamiento en marzo. Desde la asociación, se afirma que estas prácticas inhumanas forman parte del tramado de las autoridades marroquíes para que las personas en situación de inmigración revelen sus datos personales y así luego, identificarlos y deportarlos contra su voluntad.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar